¿Por qué llevar el pilates a la oficina?

Soy Carolina Blanco instructora pilates y profesional en la pedagogía de la danza en la ciudad de A Coruña. Después de años difundiendo los beneficios de una buena postura y de la práctica de ejercicio físico, he decidido traspasar las paredes de espejo del salón de pilates para acercarme a los centros de trabajo a través de mi  programa «Pilates en la Oficina»

Cada día somos más conscientes de la importancia de la promoción de la salud en el lugar de trabajo. Como sociedad reconocemos la necesidad de  desarrollar conjuntamente aptitudes físicas y mentales para fomentar y proteger la salud de las personas. Pilates en la oficina es una herramienta de capacitación personal para aumentar el control sobre la salud y mejorarla.

Mi misión

 Ayudar a empresas de cualquier tamaño en su transformación en empresa saludable, porque los empleados son el mayor activo de una empresa su bienestar es lo más importante.

         Como profesional en la pedagogía del movimiento veo día a día las consecuencias de un estilo de vida, cada vez, más sedentario. Las personas asisten a gimnasios y academias intentando compensar con 60 o 90 minutos de ejercicios al día, las consecuencias de una mala postura durante las 8 horas de jornada laboral. En este sentido, es vital considerar al lugar de trabajo como un entorno prioritario para la promoción de la salud. Reconociendo que salud y motivación son factores claves que repercuten directamente en la productividad. 

 

Los tres pasos de mi programa 

Pilates en la oficina

Este programa está compuesto por una 1ª sesión teórico-práctica que busca, a través de conocimientos de anatomía funcional, impulsar una toma de conciencia sobre la importancia una correcta postura y provocar un cambio de hábitos en el entorno laboral.

Una 2ª sesión totalmente práctica donde se explica los fundamentos del método pilates y los principio de pelvis neutra, linea media y «power house» y la aplicación de algunos ejercicios del método pilates al entorno laboral, así como el correcto uso del balón gigante como asiento en la oficina.

Y por último una 3ª sesión con técnicas de relajación, estiramiento y auto-masaje, ofreciendo  a los asistentes una motivadora caja de herramientas para ser parte activa del bienestar en la oficina y de un entorno laboral más saludable, también la empresa quedará con una serie de infografías para promover las pausas activas en la oficina.

El estado óptimo de bienestar físico y psicosocial es un proceso activo que requiere implicación y compromiso personal, empresarial e institucional. Según datos de la sociedad española de reumatología la lumbalgia crónica  se ha convertido en uno de los principales motivos de baja laboral.

La prevención temprana juega un papel fundamental ya que entre los principales factores de riesgo se incluyen el sedentarismo, el sobrepeso y la obesidad, además claro del elemento añadido que pueda tener ciertos tipos de trabajos que conllevan carga y descarga de peso.

Los expertos han coincidido en que el dolor lumbar crónico es una enfermedad multifactorial, de modo que se debe contemplar un plan terapéutico integral y un abordaje multidisciplinar, donde una buena alimentación, la práctica regular de ejercicio físico y la salud emocional serán la triada de una vida y de un entorno laboral saludable.

Mayor bienestar = Mayor compromiso

Así son mis

«pausas activas»

Lo ideal es que dediques 5 minutos a una pausa activa por cada dos horas de trabajo. ¿Te animas? Utiliza las imágenes como guía para adquirir una posición inicial correcta antes de comenzar el ejercicio. Si integras mi propuesta de «pausa activa» a tu jornada laboral la sensación de bienestar no tardará en llegar.

Descarga de trapecios

Tal como se ve en la imagen: sentado con los brazos extendidos a los lados del cuerpo, sube los hombros hacia las orejas inspira profundamente y luego deja caer los hombros tirando hacia abajo de las manos y exhalando fuertemente, repítelo 3 veces. Verás como se alivian tus trapecios. 

Movilización cervical

Esta es una de las zonas más sensibles y propensas al dolor y algunas de las lesiones están relacionadas con la posición en la que suele estar colocada la pantalla de nuestro ordenador y con la postura que adoptamos frente a ella. Alivia el malestar de la zona cervical a través de la integración de esta breve rutina de pilates. Comienza sentado con el torso erguido y los brazos relajados

Inspira y gira la cabeza a un lado tratando de mirar hacia atrás exhalando suave y lentamente. Vuelve a girar la cabeza al centro mientras inspiras, exhala suavemente girando tu cabeza al otro lado. Realiza 8 repeticiones.

Flexión Lateral

Este ejercicio se recomienda siempre que tengamos que pasar muchas horas en una misma posición. Si integras mis «pausa activa» a tu jornada laboral la sensación de bienestar no tardará en llegar.

Para llevarlo a cabo sigue estas instrucciones: comienza sentado con el torso erguido, presionado una de tus manos bajo el muslo, coloca la otra mano en el lado opuesto de la cabeza, haz una presión suave y continua buscando acercar la oreja al hombro exhalando suavemente, repite el ejercicio al otro lado.

Torción del tronco

Sentado con la espalda erguida coloca la mano derecha en la parte exterior del muslo izquierdo, llénate de aire y gira lentamente el tronco hacia el lado izquierdo exhalando y ayúdate con el brazo izquierdo en el respaldo de la silla para sostener la posición al menos 15 segundos. Repite al menos 4 veces de cada lado y comprobaras como puedes continuar tu jornada con una mayor sensación de bienestar.

Estiramiento de la cadera y músculo piramidal 

Comienza sentado con el torso erguido, cruza la pierna derecha sobre la rodilla contraria sujeta el tobillo con la mano izquierda. Inspira y mientras exhalas suavemente presiona hacia mano con la mano derecha la rodilla y mantén la posición 15 segundos.

Repite al menos 4 veces a cada lado. Realiza este estiramiento habitualmente y notaras como mejora tu postura y comenzarás a sentirte mucho mejor al final del día y evitaras el molesto síndrome del piramidal por pasar excesivo tiempo sentado.

Pilates a tu medida

Experta en personalización

Llevo más de 20 años en el área del entrenamiento físico, apoyándome en la observación y en la entrevista personal identifico las necesidades de las personas que acuden a mis clases y reconozco que en algunos casos lo ideal es tomar clases de forma individual. En este sentido, he desarrollado un servicio para las personas que bien en su casa o su oficina quieran mejorar  su condición física a través de un entrenamiento personalizado, con rutinas dirigidas y adaptadas a las necesidades y metas particulares y orientadas a que después de varias sesiones pueda ser replicada de manera habitual y autónoma, incidiendo de forma positiva en la calidad de vida de mis clientes. Así mismo en ciertos casos recomendaré la necesaria  intervención de otros profesionales como fisioterapeutas y traumatólogos dada la complejidad de una dolencia o por la presencia de una patología de gravedad.